Problemas al circular con el depósito de reserva de combustible

Casi todos los conductores han visto alguna que otra vez cómo se encendía en el cuadro de mandos de su vehículo el piloto indicador de que estaba circulando con el depósito de reserva de combustible. Esto es algo que le puede suceder a cualquier persona en un momento dado, bien por despiste puntual, bien porque no haya calculado bien la distancia hasta el próximo surtidor, bien por otras razones similares.

Conducir con el depósito en reserva de combustible y sus problemas

Lo peligroso viene cuando esta situación se repite con asiduidad, conductores que, quizá porque piensen que de este modo ahorran gasolina, tienden a apurar el depósito de tal modo que una y otra vez conducen con la reserva de combustible. Esta práctica es absolutamente errónea, ya que puede originar problemas importantes en el vehículo, entre otros los siguientes:

1. Impurezas en el tanque.

Hay que tener en cuenta que el combustible, incluso cuando haya sido escrupulosamente refinado, posee siempre impurezas que poco a poco se van posando en el fondo del tanque. Pues bien, estas impurezas, cuando no hay bastante cantidad de hidrocarburos, terminan pasando al motor, lo que puede originar serias averías.

2. Desgaste en la bomba.

Cuando se conduce con el tanque de la gasolina casi vacío suele generarse succión de aire en la bomba, lo que hace que aumente la temperatura y produzca un desgaste que dé lugar a una avería cara de reparar.

3. Obstrucción del filtro de combustible.

Al succionar la bomba el escaso combustible que queda en el tanque, los sedimentos restantes pasarán al filtro, pudiendo llegar a obstruirlo.

4. Problemas en los inyectores.

A través del filtro pueden asimismo ir adhiriéndose pequeñas sustancias a las cabezas de los inyectores, formando una capa perjudicial que reduce su vida útil y que puede incluso terminar gripándolos con el tiempo, causando de este modo una avería muy costosa.

Aparte de estos serios problemas, hay que tener también presente que circular en reserva conlleva el riesgo evidente de agotar el combustible y, por tanto, quedarse parados en la carretera. Es por ello por lo que conviene saber cuánto dura el depósito de reserva, lo cual dependerá de cada tipo de vehículo. En este sentido, los fabricantes deben siempre indicar cuánto dura el depósito de los automóviles que lanzan al mercado. Asimismo, los ordenadores de a bordo modernos que llevan algunos coches suelen ofrecer una estimación aproximada del número de kilómetros que se pueden recorrer antes de quedarse definitivamente sin combustible. Sin embargo, no siempre son fiables estas indicaciones, pues están condicionadas por el tipo de conducción, la velocidad o el estado de la carretera, entre otros.

Resulta por tanto necesario eliminar esta práctica nociva de conducir con el depósito de reserva. Sólo es necesario para ello observar con cierto detenimiento el indicador de combustible y rellenar el tanque con la necesaria anticipación. Afortunadamente, en las autovías españolas suele haber estaciones de servicio cada pocos kilómetros, entre otras cosas porque el mercado está liberalizado y desde 2001 no hay obligación de distancia mínima entre gasolineras.

/CONTACTA

¿EN QUÉ TE PODEMOS AYUDAR?

  • Este campo es un campo de validación y debe quedar sin cambios.